Alimentos con propiedades antiinflamatorias
La inflamación es el síntoma más notorio de algunas enfermedades como la artritis, artrosis, enfermedades cardiacas o incluso algunos tipos de cáncer. Esta inflamación suele ir acompañada de dolor crónico en determinadas zonas del organismo, lo que obliga a quienes la padecen a tomar grandes cantidades de medicamentos antiinflamatorios y contra el dolor.

Aunque en ningún momento debemos dejar de lado el tratamiento prescrito por el médico en estos casos, sí existen determinados tipos de alimentos que podemos incluir en nuestra dieta y que nos van a ayudar a reducir la inflamación, y, con ello, el dolor que esta lleva aparejada. Estos son los más eficaces:

Pescados azules: trucha, salmón, sardinas, jurel, emperador, atún o caballa, entre otros, ya que su contenido en ácidos grasos no saturados contribuye a reducir la inflamación. No es recomendable consumirlos congelados o enlatados.

Especias: Algunas tienen un probado efecto antiinflamatorio gracias al alto nivel de antioxidantes que contienen, especialmente el ajo, la cúrcuma, el romero, el orégano, la cayena y el jengibre.

Frutos secos: Al igual que ocurre en el caso de los pescados azules, los frutos secos también contienen ácidos grasos no saturados, especialmente las almendras, las semillas de lino, las avellanas y loas nueces.

Aceites vegetales: especialmente el de oliva y el de lino, por su elevado contenido en ácidos grasos omega-9.

: Su alto contenido en antioxidantes ayuda a reducir la hinchazón y la inflamación.

Verduras de hoja verde, coles de Bruselas, brócoli, guisantes, pimientos o berros son muy ricos en vitamina C y E, también con alto poder antioxidante, por lo que también nos ayudarán a reducir la inflamación. Por esto mismo también deberemos tomar frutas como el melón, la uva roja, las frambuesas y las fresas todos los días.