Beneficios del agua de coco
El agua de coco tiene un sabor dulce muy especial, tanto que se ha convertido en una alternativa saludable a las bebidas refrescantes y en un sustituto perfecto de bebidas específicas para deportistas. Lo cierto es que se ha demostrado que ayuda a mejorar el rendimiento físico y la recuperación muscular. Además, los nutricionistas la recomiendan a deportistas por su bajo contenido en calorías y su aporte natural de agua y electrolitos esenciales.

El agua de coco es el líquido que contiene el fruto. Si dice que cuanto más verde sea, más abundante y rica en nutrientes será el agua. El resultado es una bebida perfecta para saciar la sed, muy consumida en países tropicales donde se cultivan palmeras cocoteras. Por su composición, el agua de coco se ha convertido en una alternativa a las bebidas energéticas, azucaradas y las especiales para personas con una alta actividad física muscular. Además, el ligero sabor dulce favorece la digestión y no provoque sensación de estómago lleno tras su ingesta, por lo que permite continuar el ejercicio sin problemas.

La restauración completa de líquidos y electrolitos permite una mejor recuperación del tono muscular. Si el ejercicio no es de larga duración o poco intenso, es suficiente con beber agua de coco justo antes de ponerse en marcha, también es bueno beber durante y después del esfuerzo para conseguir una correcta hidratación, especialmente si las condiciones ambientales son calurosas. En caso de una mayor exigencia física, será preciso recurrir a las bebidas isotónicas, elaboradas específicamente para recomponer los líquidos perdidos por el sudor y la evaporación del propio organismo.