Calzoncillo con sensores para controlar la salud
No, no es ciencia ficción, ni un artilugio de James Bond, aunque bien podría llevarlo el agente 007… Se trata de un invento real: unos calzoncillos con sensores que ayudan a controlar la salud. Estos calzoncillos vienen de la mano de Joseph Wang, del departamento de Nanoingeniería de la Universidad de California San Diego (La Jolla, Estados Unidos), y sus colegas del departamento de Ingeniería Biomédica de la Universidad Cristiana de Taiwán. Estos investigadores estaban estudiando un sistema para monitorizar reacciones metabólicas importantes y para recoger información clínicamente relevante. De esta manera los médicos pueden obtener ciertos parámetros de sus pacientes a distancia.

Los creadores de este original calzoncillos decidieron que el mejor sitio donde poner los biosensores era la ropa interior porque mantienen el contacto directo con la piel y es una prenda que se adapta bien a los movimientos. En sus pruebas utilizaron dos marcas de ropa y dos factores clave en la salud: la presión sanguínea y la frecuencia cardiaca (sospechamos que si el susodicho se cruza con alguien atractivo aquello se disparará…)

Este invento ha sido diseñado pensando sobre todo en deportistas y militares y puede tener utilidades varias como por ejemplo el control del estrés o la farmacovigilancia (se podría estudiar los efectos adversos de un medicamento o si un deportista de ha dopado). Igualmente podrían controlar los niveles de alcohol en sangre de la persona que los lleve puestos.

Según sus creadores este calzoncillos facilitará mucho el trabajo de lo médicos y se podría incluso permitir hacer ciertos tratamientos de manera remota. La verdad es que parece muy práctico, pero a priori hace gracia. ¿Se podrá conectar con el Twitter? en ese caso ya nos imaginamos los próximos post: “mis calzoncillos advierten que tengo la tensión un poco alta…” Sea como sea, cualquier invento que pueda mejorar la salud será bienvenido.