Medidores de ritmo cardiaco
Si desea saber exactamente tu ritmo cardiaco cuando estás realizando ejercicios, no dudes en utilizar los medidores de ritmo cardiaco. Muchos de ellos además de controlar tu ritmo cardiaco te permitirán saber las calorías que has consumido, la distancia recorrida, etc. Gracias a este aparato podrás saber cuándo debes aumentar o disminuir la intensidad de tus ejercicios. Podrás adquirirlos en tiendas especializadas o en cualquier gran almacén.

Cuando ya lo hayas comprado, lo primero que tienes que hacer es saber el rango de frecuencia cardiaca que es óptimo para realizar los ejercicios. Debes obtener una buena estimación calculando la frecuencia cardiaca máxima y, a continuación, el cálculo de determinados porcentajes para trabajar durante el calentamiento y cuando vayas a finalizar los ejercicios. Para estimar tu ritmo cardíaco máximo, debes restar tu edad a 226. En el caso de los hombres debes restar tu edad a 220. Una vez que hayas obtenido este dato debes calcular los siguientes porcentajes para las diferentes partes del entrenamiento.

• 60% para calentamiento y enfriamiento
• 65 a 75% ritmo moderado
• 75 a 85% ritmo máximo o intervalos

Medidores de ritmo cardiaco
Debes tener en cuenta que la frecuencia cardiaca puede variar dependiendo de la actividad que elijas. No es igual el ritmo cardiaco que tendrás realizando una sesión de spinning que si decides irte a pasear por un sendero. Por lo tanto, debes acostumbrarte a utilizar tu medidor de ritmo cardiaco para de esta forma aprender a escuchar a tu cuerpo.