Practica kickboxing para mejorar tu salud
En realidad, hay dos clases de kickboxing. Está el kickboxing aeróbico y el kickboxing como deporte de autodefensa. El kickboxing aeróbico también se denomina boxeo de aeróbico o cardio-kickboxing. Esta es una forma muy divertida de quemar hasta ochocientas calorías por hora. Ambos tipos de kickboxing te ayudarán a trabajar todas las partes de tu cuerpo, aumentará tu fuerza y tu energía y podrás reducir tus niveles de estrés. Ambas técnicas son excelentes para la salud cardiovascular.

El kickboxing aeróbico no requiere uniforme. Cuando vayas a practicarlo es necesario que lleves ropa que te permita realizar tus movimientos de forma cómoda. Recuerda que en tus entrenamientos deberás llevar bastante agua para poder reponer el suministro de tu cuerpo. La sesión de ejercicios se puede realizar con música, lo que hace que sea mucho más ameno.

Practica kickboxing para mejorar tu salud
Por lo general, una de sesiones de kickboxing aeróbico está formada por 4 períodos de tiempo. Al igual que con cualquier otra forma de ejercicio, hay que empezar con un amplio período de calentamiento de los músculos del cuerpo. Diez minutos será suficiente. A continuación, patadas y puñetazos serán las técnicas que se desarrollen durante el segundo y tercer período. Y, por último, hay que realizar estiramientos y conseguir que el cuerpo se enfríe. Cinco minutos serán suficientes.

Si lo que quieres es realizar un buen ejercicio físico, quemar grasas y ponerte en forma no dudes en empezar a aprender los movimientos más básicos del kickboxing, tu cuerpo y tu mente te lo agradecerán