Realizar flexiones de piernas
Apenas tienes tiempo de ir al gimnasio pero te gustaría comenzar a endurecer tus piernas y a realza un poco tu trasero. No te agobies, hay ejercicios que puedes realizar a diario empleando poco tiempo y sin tener que ir al gimnasio. Las flexiones de piernas son un increíble ejercicio que te ayudarán a fortalecer la parte inferior de tu cuerpo.

Unas flexiones bien realizadas te ayudarán a fortalecer todos los músculos de tus piernas y a tonificar el trasero. Este ejercicio lo puedes hacer tranquilamente en casa escuchando tu música favorita o simplemente viendo la TV. Puedes hacerlas simplemente con tu peso corporal, aunque también puedes incluir pequeñas pesas. Cuando lleves más tiempo practicando podrás hacer las flexiones con una barra situada en los hombros para obtener una mayor resistencia. Realiza las flexiones así:

1. Abre las piernas a la anchura de los hombros y coloca los pies paralelos.

2. Coloca los brazos cruzados delante de tu pecho o extendidos. Por ahora no añadas pesas en tus manos ni las coloques agarrándote la cintura.

3. Comienza a descender como si fueras a ponerte de cuclillas pero llega hasta que tus muslos queden en paralelo al suelo. No bajes más. Mantén la cabeza erguida y la espalda recta. Una manera de mantener la cabeza erguida es concentrándose en un punto alto en alguna pared que tengas frente a ti.

4. Cuando subas, no estires del todo las piernas. No bloquees las rodillas. Asegúrate que tus rodillas no quedan por delante que las puntas de los dedos de tus pies. Puedes hacer tres series de 12-15 repeticiones.