Vitaminas para piel, cabello y uñas
El cuerpo es sabio y sabe exactamente cómo llamarnos la atención cuando algunas partes de nuestro organismo no funcionan como deberían… De hecho, seguro que alguna vez tú mismo has notado cambios o deterioros en el aspecto de tus labios, de tu piel, de tus uñas o de cabello como consecuencia de una falta de vitaminas, por ejemplo.

De este modo, la carencia de vitaminas y minerales se reflejan directamente en nuestro estado físico exterior… ¿Quieres mantenerlos siempre en perfecto estado estético y de salud? ¡Entonces no olvides consumir diariamente lo que te recomendamos!

A continuación te dejamos un rápido resumen con la relación entre las distintas zonas y las vitaminas y alimentos que te beneficiarán tanto por dentro como por fuera:

Vitaminas para piel, cabello y uñas
- Piel sana: Las vitaminas A, C y K nutren la piel mientras que los ácidos grasos actúan devolviéndole el brillo y la elasticidad. De este modo, las personas con pieles secas o aquellas con problemas cutáneos como el acné, la psoriasis o los eccemas deberían consumir alimentos como hortalizas y frutas de color naranja, aceite de oliva y grasas no perjudiciales para la dieta.

- Cabello y uñas: Se ven muy afectados por la falta de proteínas y energía que les restan vida y les hacen perder fuerza, grosor, brillo y las convierten en elementos frágiles de fácil rotura; las uñas finas, planas y con alguna que otra manchita blanca, por ejemplo, denotan falta de hierro. Para evitarlo debes abastecer continuamente a tu cuerpo con alimentos ricos en calcio, cinc, yodo, hierro, vitaminas A y C así como también algunas del grupo B.

El pollo, los pescados y el huevo una vez al día ayudarán a paliar la falta de proteínas animales de calidad.

- Boca, labios y lengua: Para mantener un buen nivel de mucosa debes consumir una buena dosis de vitaminas del grupo B, que pueden encontrarse en alimentos como los frutos secos, los cereales integrales o las legumbres, entre otros. La vitamina B2 servirá para reducir lesiones en la boca, grietas e inflamaciones en cualquiera de las zonas mencionadas.