Los cigarrillos para dejar de fumar
El tabaquismo es uno de esos hábitos adictivos que pueden ser muy perjudiciales para la salud. Es el contenido de nicotina en los cigarrillos el que hace que la gente se vuelva adictiva al producto. Una vez que te acostumbras a la nicotina, se desarrolla ese deseo que cuesta tanto olvidar. Además de la ansiedad, la interrupción del hábito de fumar también hace que la persona esté irritable e incluso deprimida. Fumarse un cigarrillo es la solución inmediata a estos problemas.

Este ciclo continúa y el usuario puede tener dificultades para superar la adicción. Es en estas circunstancias cuando los fumadores deciden buscar ayuda para dejar de fumar. Los esfuerzos del usuario se pueden ayudar con diferentes herramientas como parches de nicotina, chicles de nicotina, los cigarrillos sin humo, etc. Estos productos tienen como objetico disminuir el hábito, proporcionando pequeñas dosis de nicotina. ¿Cómo son estos cigarrillos especiales para dejar de fumar?

Como su nombre bien indica, los cigarrillos sin humo no producen humo. Actualmente son conocidos como cigarrillos electrónicos. El dispositivo que lo forma utiliza el calor para vaporizar la solución de la nicotina y este vapor es inhalado por el usuario. Esto deriva en una sensación placentera para el fumador.

El humo de los cigarrillos contiene cerca de 4.000 productos químicos. Un cigarrillo sin humo puede contener aromatizantes, con o sin nicotina. Si bien, algunos de estos sabores son como el de los cigarrillos, hay otros como el chocolate, vainilla, etc. La mayoría de estos dispositivos son reutilizables, ya que se puede recargar y volver a llenar una vez que se agoten.