Los síntomas más frecuentes de un cáncer